¿Cómo madurar tomates verdes?

Aprender a madurar los tomates verdes es una parte vital del cultivo de esta fruta. Tanto si cultivas pequeños tomates cherri como grandes tomates de carne, es una habilidad muy útil. Dejar que la fruta madure en la cepa suele dar lugar a productos de mejor sabor y con un color más profundo y rico.

Esta planta de tomates está llena de tomates verde que todavía no han madurado. Son pequeños y no están listos para ser recolectados.

Sin embargo, hay una serie de razones por las que puedes necesitar madurar tu fruta lejos de la mata. Por ejemplo, poder recoger la fruta verde y madurarla fuera de la cepa ayuda a evitar que tus plantas se saturen y que la fruta que queda en la planta se pudra. También es una forma útil de evitar el despilfarro.

Aprender a madurar artificialmente los frutos inmaduros es una habilidad beneficiosa que te ayuda a aprovechar al máximo el rendimiento de la fruta.

Cuando la temporada de cultivo llega a su fin y las temperaturas empiezan a bajar, puedes encontrarte con mucha fruta inmadura que no va a madurar a tiempo. En lugar de dejar que la cosecha se desperdicie, aprender a madurar tomates verdes te permite disfrutar más de la fruta durante más tiempo. Si quieres aprender a madurar tomates verdes, esta guía es para ti.

¿Qué hace que los tomates maduren?

Antes de empezar a ver cómo madurar los tomates verdes, conviene examinar brevemente el proceso de maduración y lo que lo afecta. Un alféizar soleado, a pesar de la creencia popular, no es el mejor lugar para poner tus tomates verdes si quieres que maduren. Observa cómo maduran los frutos en la vid. Te darás cuenta de que el fruto empieza a madurar en el lado opuesto al sol.

Semillas Batlle Tomate Mini Bell (Tipo Cherry)
  • Variedad de mata baja, precoz y fecundo, frutos pequeños, de...
  • Se siembra de marzo a junio
  • Cultivar en semillero al aire libre, que debe ser protegido en...
  • Se trasplanta al marco de 70 x 40 cm cuando las plantistas han...

Esto revela que, aunque la luz puede ayudar, no es el ingrediente clave para la maduración de la fruta. De hecho, la temperatura es mucho más importante en el proceso. Cuanto más cálidas sean las temperaturas, más rápido será el proceso de maduración. Con temperaturas cálidas, las que tienen una media de entre 18 y 25 °C, la fruta puede tardar unas 2 semanas en madurar.

Esta tomatera tiene tomates maduros de color rojo y otros en verde que todavía no han madurado.

Si quieres ralentizar el proceso, simplemente coloca la fruta en un lugar más fresco. Bajar la temperatura media alrededor de la fruta a unos 15 grados prolonga el tiempo que tardan en madurar otras 2 semanas. Un termómetro digital proporciona una forma fácil de utilizar para controlar las temperaturas alrededor de tu fruta en maduración. Este es el que yo utilizo:

Descuento del 17%
ThermoPro TP50 Termómetro Higrometro Digital para Interior...
  • Indicador de confort térmico: El medidor de humedad con ícono...
  • Registros máximos y mínimos: El termómetro higrómetro digital...
  • Hogar y ambiente más sanos: El termohigrómetro con monitor de...
  • Diseño Inteligente: El termómetro habitación para interiores...
  • Registros altos y bajos: El termómetro digital higrómetro...

Almacenar las cosechas a diferentes temperaturas te permite escalonar el tiempo de maduración. Esto te permite disfrutar de tu cosecha de fruta fresca durante más tiempo. Si almacenas la fruta a diferentes temperaturas, no guardes ninguna en condiciones inferiores a -10 °C y, definitivamente, no la pongas en el frigorífico.

Almacenar la fruta a temperaturas demasiado frías puede dañar su calidad y arruinar su sabor.

La hormona etileno también acelera el proceso de maduración. La producen de forma natural muchas frutas diferentes. Algunas de las que más producen etileno son:

  • Las manzanas
  • Albaricoques
  • Melones
  • Plátanos
  • Aguacates
  • Melocotones
  • Peras
  • Ciruelas
  • Higos

Colocar la fruta cerca de cualquiera de estas frutas es una forma fácil y natural de acelerar el proceso de maduración.

Cómo seleccionar qué tomates verdes madurar

Los mejores resultados suelen obtenerse con la fruta que ya está adquiriendo un tinte amarillo-naranja. Este cambio de color significa que la fruta ya está empezando a madurar. Los métodos aquí expuestos funcionan igualmente bien con frutos semimaduros y completamente inmaduros. Sólo recuerda que la fruta verde tarda más en madurar y puede no ser tan sabrosa.

Este tomate todavía no está maduro, pero sí que tiene un tamaño adecuado para madurarlo fuera de la planta. Así que esta persona lo va a cortar con unas tijeras de jardinería.

Cuando el verano llegue a su fin y las temperaturas empiecen a bajar, retira las flores que queden en la planta. Éstas no tendrán tiempo de desarrollar frutos maduros. Permitir que permanezcan en su lugar desperdicia la energía restante de las plantas. En cambio, al eliminar estas flores, se anima a la planta a dirigir su energía a ayudar a que los frutos existentes se pongan rojos y maduren.

También puedes cortar la parte superior de la planta y cualquier exceso de follaje. Esto ayuda a que la luz y el calor lleguen a la fruta que está madurando.

Al cosechar, no cojas los frutos de la planta. En su lugar, utiliza unas pequeñas tijeras de jardinería para cortarlo de la planta. Los tomates maduran mejor si se deja una pequeña parte del tallo en el fruto. Inspecciona el fruto a medida que lo cosechas y desecha los ejemplares dañados. Ten cuidado al cosechar y almacenar para no magullar o dañar la fruta.

Selecciona sólo los ejemplares más sanos. La fruta magullada o dañada es susceptible de estropearse y, si pasa desapercibida, puede arruinar toda la cosecha.

Cuando almacenes la fruta, no la amontones una encima de otra. Deja a cada tomate un poco de espacio para que el aire pueda circular libremente alrededor de la fruta. Esto ayuda a evitar el moho. Recuerda revisar regularmente la fruta y desechar las que muestren signos de deterioro.

Cómo madurar los tomates verdes

Forra tu caja con papel de periódico. Coloca los frutos inmaduros en una sola capa, procurando que haya un poco de espacio entre ellos. También puedes envolver sin apretar cada tomate en una hoja de periódico, pero no es estrictamente necesario. Cubre los frutos con una hoja de periódico y colócalos en un lugar tranquilo y cálido.

Tomates rojos y verdes dentro de una caja de madera. Ha salido una gran cosecha este año.

También puedes colocar la fruta en un cajón de madera vacío, un frutero o una bolsa de papel. Si utilizas una bolsa de papel, intenta limitar la cantidad de fruta que pongas en cada bolsa. Dependiendo del tamaño de la bolsa y de la fruta, coloca entre 5 y 10 en cada bolsa. Recuerda comprobar diariamente si la fruta presenta signos de deterioro.

SPACEKEEPER Carro de Almacenamiento de 4 Niveles,...
  • 【Gran capacidad y flexible】El carrito de almacenamiento...
  • 【Carro de almacenamiento multifuncional】El carrito de...
  • 【Solución móvil y ganchos laterales】 El carro gira...
  • 【Duradero y estable】. El organizador de estante móvil está...
  • 【Fácil montaje】Junte las unidades rápida y fácilmente, sin...

Retira la fruta madura y deja que las demás sigan madurando. La fruta que está casi madura puede colocarse en un alféizar caliente. Si quieres acelerar aún más el proceso, añade un plátano o una manzana a la caja. Algunas personas recomiendan madurar la fruta inmadura en un gran tarro de cristal. Sin embargo, yo evitaría este método. La humedad puede acumularse fácilmente en el tarro y hacer que tu fruta se estropee.

Cómo madurar una planta entera

Este método alternativo es tan fiable como cosechar la fruta y dejarla madurar individualmente. Al final de la temporada de cultivo, justo antes de la primera fecha de helada prevista, levanta toda la planta del suelo, sí, arráncala. Después, cuelga la planta boca abajo en un garaje o bodega sin calefacción donde las temperaturas se mantengan por encima del punto de congelación.

Relaxdays Caja de Almacenaje Apilable, Bambú, Beige, 20.5 x...
  • Multiusos: Caja organizadora para guardar todo tipo de cosas en...
  • Apilable: Caja almacenamiento universal y apilable. Se pueden...
  • De bambú: Caja apilable de madera hecha de bambú. Material...
  • Estable: Caja de madera muy estable. Las asas redondas de los...
  • Interior a la vista: La caja de transporte mide 20,5 x 27 x 38...

Esto permite que la fruta siga madurando en la mata. Muchos cultivadores prefieren este método porque suele producir una fruta mejor y más sabrosa que con otros métodos. Madurar la fruta fuera de la planta ayuda a reducir los residuos y te permite disfrutar de la fruta cultivada en casa durante más tiempo.

Por último, no dejes que se desperdicie la fruta que no puedas madurar. Los tomates verdes que queden pueden convertirse en un delicioso chutney de tomate verde. Aprender a madurar los tomates verdes es una parte vital de saber cómo cultivar tomates. No sólo ayuda a evitar el desperdicio, sino que también te permite aprovechar al máximo tu producción. Lo que te permitirá disfrutar de los frutos de tu huerto durante más tiempo.

Deja un comentario

cinco × cuatro =